5 oct. 2011

LBD (Cosas de chicas y La gran escapada), de Grace Dent

Veronica Ripperton (Ronnie a secas, gracias), Fleur Swan y Claudette Cassiera (Claude para las amigas) son las LBD, Las Bambinas Dangereuses. Están locas por la música, son de lo más enrolladas y juntas han demostrado ser capaces de todo, pero además por separado suman cualidades muy interesantes. Ronnie vive encima del Viaje Alucinante, el bar de sus irreverentes padres, y ya empieza a enterarse de qué va esto del amor. Por su parte, Fleur es la niña rica del grupo, la que quiere algo y lo quiere ya, y la que está logrando que su padre, Paddy Swan, recto miembro del club de fans de James Bond, empiece a perder la cordura (es lo que tiene que tu hija enseñe por televisión el tatuaje que se ha hecho en el culo...). Y Claude es la inteligente y presunta niña bien de las tres, y digo presunta porque sí, es responsable y organizada y la mente templada de las LBD, pero precisamente esa apariencia de niña buena es la tapadera perfecta para cometer trastadas sin que se la cargue. Bienvenidos al día a día de "las chicas más listas, atrevidas y marchosas del hemisferio norte".

Los dos primeros títulos de esta serie de tres llegaron a España entre 2005 y 2006 de la pata de Salamandra, y yo, más lenta que el caballo del malo, los he leído ahora. Me han recordado muchísimo a Los diarios de Georgia Nicolson, de Louise Rennison, publicados por la misma editorial; de hecho se podría decir que las LBD son una versión light de Georgia y su panda de las Fantásticas (por si acaso aclaremos que Rennison, inglesa como Dent, llegó antes). Las Bambinas no le echan tanto morro a la vida como las Fantásticas, ni son tan rebeldes, ni se inventan tantos bailes, ni son tan hilarantes, pero como alternativa lijera me han parecido estupendas. Caen bien, de la primera a la última, incluida la mimadísima señorita Fleur Marina Swan; resultan tan agradablemente juveniles que leer sus cosas de chicas divierte; y sus madres, padres y el coro de la iglesia ghanés animan que da gusto el cotarro cuando se entrometen para chafar planes de morreos y viajes sin supervisión paterna.

Grace Dent es la culpable de todo esto. También de la agilidad en la narración, de un ambiente de instituto inglés para nada pesado, y de una trama bien vestida y bien armada. Desde luego los suyos no son los típicos libros juveniles y románticos de calidad literaria cuestionable. Eso sí, no niego que en ambas novelas haya clichés, los chicos flojeen (sobre todo porque son bobos), o Dent no sepa ser tan sorpresiva, desternillante, ingeniosa e incisiva como Rennison, pero me parecen dos obritas perfectamente entretenidas.

Y ahora me encantaría que Salamandra publicase el tercer y último título de las LBD, Amigas para siempre, pero me da en la nariz, no sé por qué, que tendré que esperar sentada tocando los bongos... Ojalá haya más suerte con el décimo ¡y último! diario de Gee. Llevo esperándolo un par de veranos y todavía no sé si se quedará con Dave el Risas, el caliente y tontaco italiano, o el primer dios sexy. Jo, qué lío de cachondismo cósmico.

6 comentarios :

  1. No lo había escuchado nunca, y tiene muy buena pinta

    Un saludo desde Mundo Paralelo

    LauNeluc

    ResponderEliminar
  2. Me acabo de autospoilear sobre Gee al leer el final de tu entrada. ¡Aún voy por el cuarto! Angus me ampare xD

    ResponderEliminar
  3. Los suelo ver en el fnac y me llamaban mucho, son parecidos a la serie Chicas, que hay tropecientos títulos y deje de seguir por ganas... jajajaja.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
  4. Se nota que la primera portada de Cosas de chicas está hecha por la misma persona que los diarios de Georgia...porque el estilo de los dibujos son exactamente iguales!! (A lo mejor me equivoco, quien sabe)jaja. No creo que cate éstos libros..porque Georgia es mucha Georgia, y como tú llevo esperando milenios a que publiquen el siguiente, puff.
    1 besoo

    ResponderEliminar
  5. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  6. @Hermy ¡¡Perdón 0_0!! Ni se me ocurrió pensar que era un spoiler como una catedral... Angus nos ampare, sí :P.

    ¡Por Gee y la panda!

    ResponderEliminar