25 may. 2009

El Palacio de Cristal, Amitav Ghosh


Escritura:
Historia:
Personajes:
Ritmo:
Nivel de amor:
Perv-rating:



Una novela im-pre-sio-nan-te: impactante, generosa, cruda, deliciosa, realista

Con un elenco de personajes que supera el alcance de mi memoria; un sinfín de historias entrelazadas de manera tan perfecta, profunda y fluida que asusta; y una visión impactante de India, Birmania y otro pequeño puñado de países de alrededor:

El Palacio de Cristal no defrauda y sí maravilla.


Amitav Ghosh, escritor Indio contemporáneo, traza aquí (en su pequeño y grandioso Palacio) gruesas y detalladas pinceladas de la historia de muchos lugares exóticos. Habla abiertamente, con fina ironía y sin ningún freno de una historia plagada de guerras, colonizaciones, racismo, amor, muerte, violencia extrema y a veces gratuita, deseo


El Palacio de Cristal (The Glass Palace) funciona así: primero lo tomas entre tus manos y dices “uff, cómo pesa”, y es que son 635 hermosas páginas con letra más o menos chiquitina. Luego abres el libro y después de unas cuantas líneas dices: “ohh, dios mío”.


Primero conocemos a Rajkumar, un niño huérfano birmano que tiene la suerte de caer en manos de Ma Cho, una mujer desencantada de la vida y con un amante cristiano que corre a confesarse cada vez que están juntos: ese hombre cobarde y perdido se llama Saya John.

La historia de amor entre Ma Cho y Saya John se estira hasta lo imposible… Hasta que se rompe y un día la mujer huye y no volvemos a saber de ella. Qué vida más triste.

Pero Rajkumar se olvida pronto de Ma Cho: como único superviviente de su pueblo, es un niño independiente y desapegado que no sabe ni quiere tener vínculos con nadie.

Sin embargo, un día conoce a la niña más hermosa que ha visto nunca y se enamora perdidamente: ella es Dolly, una sirvienta/esclava de la realeza de la región, que todavía se resiste a la colonización Británica.

Por supuesto, el frágil equilibrio entre colonizados y colonizadores se quiebra y los monarcas son exiliados a India. Rajkumar será testigo del saqueo del hasta ahora intocable Palacio de Cristal y correrá buscando a Dolly. En este punto, sus caminos se separan.


Ohhh, ¿lloraremos? No por mucho tiempo, ya que Rajkumar es un cabezota de ideas fijas: lo que quiere, lo consigue. Al amparo del poderoso Saja John, Rajkumar se convertirá en un hombre de éxito y no tardará mucho en buscar a Dolly.

Y mientras él estudiaba y se preparaba para ser todo un hombre, ¿qué hacía nuestra pequeña sirvienta, confinada en esa vida tan limitada?

En el exilio, la realeza deja de comportarse con la frialdad y distancia de antaño y, de tan degradada, comienza a cambiar.

Dolly sigue siendo una criada fiel y sumisa, pero comienza a tratar con las princesas, se enamora de quien no debe, después la descubren con su amante y para acallar rumores corta el romance por lo sano

Poco después de este mini-caos aparecerá Rajkumar: un hombre fuerte, varonil, rico… Y con la única idea en mente de llevarse a Dolly de allí y convertirla en su esposa. Ella no se muestra para nada de acuerdo, pero termina huyendo con Rajkumar gracias a la insistencia de su joven amiga Uma, otra mujer confinada en las redes de una oscura opresión que muy pronto sorprende echando a volar.



A partir de aquí, la historia comienza a ramificarse y enriquecerse hasta puntos primero insospechados y luego temidos.

Asistiremos a la vida en pareja de Dolly y Rajkumar, de la familia que forman, de sus descendientes, de los descendientes de estos, de los amigos de todos; de las historias de odio, amor, muerte y guerra entre unos y otros; viajaremos por media Asia y EE.UU

Y por el camino, Ghosh nos deleitará con noches de amor desenfrenado, cabezas cortadas aquí y allá sin ningún pudor, viudas rapadas y confinadas en una soledad inquebrantable, suicidios trágicos, matanzas terribles, pequeños escarceos; pequeñas y grandes traiciones; la paz y la no-violencia contra quienes no tienen tanta paciencia…


Demasiada historia para resumir en estas pocas líneas, lo sé ;)

Y si ya ha sido atrevido por mi parte intentar reseñar una novela tan magnífica, todavía iré más allá: aquell@s que busquéis una novela de vida, de viajes, de amor-guerra-y-muerte… probad este Palacio de Cristal.

Y tened cuidado con los trozitos de cristal: no os cortéis, porque hace falta ser un buen lector para degustar todos los caminos que con tanto cuidado traza Ghosh.


11 comentarios :

  1. Creo que me acabas de dar una magnífica idea para el próximo regalo de mi madre. Está enganchada a los países asiáticos y este puede estar bien para su próximo viaje :P

    ResponderEliminar
  2. ola alba
    interesante libro, otro que va a la lista jejej
    bueno ahora voy a leer los relatos ganadoras del concurso VA

    besos

    ResponderEliminar
  3. Sin duda, una lectura diferente ^-^! Hay un cacao de personajes, eso sí *O*

    ResponderEliminar
  4. No he leído nada de este autor, pero stoy descubriendo otros estilos. Me apuntaré este porque tiene muy buena pinta.
    Saludos desde La ventana de los sueños.

    ResponderEliminar
  5. Parece una novela muy interesante, en un momento tuve que dejar de leer tu reseña por temor a los "spoilers" ;-). Saludos! Muy buen blog!

    ResponderEliminar
  6. Gracias, Julieta!!
    Y tranqui, que con la de personajes e historias que contiene el libro, el spoiler no es ni eso xDD

    ResponderEliminar
  7. Vaya pedazo de libro nos estamos perdiendo, voy a ver si estos días lo veo en la librería.

    ResponderEliminar
  8. Oye pues tiene muy buena pinta, me lo apunto, gracias por la reseña, besos

    ResponderEliminar
  9. Ya lo tengo preparadito para leer en mi mesita de noche ;)

    No he podido dejar de resistirme, y sí, pesa muchiiiiisimoo!!! =)

    ResponderEliminar
  10. La mesilla se te va a caer del peso *3*
    Disfrútalo, Kira, que cada historia que cuenta es dura pero hermosa ;)

    ResponderEliminar